domingo, 17 de agosto de 2014

La guerra del Sinaí y la de los Seis días

Guerra del Sinaí (1956)
      
      El problema de los refugiados y la persistente negativa de los países árabes a reconocer el Estado de Israel mantenían en Palestina una tensión que la ONU procuraba impedir que degenerara en enfrentamiento armado. El 19 de octubre de 1954 los británicos llegaban a un acuerdo con Egipto en virtud del cual se comprometían a evacuar sus tropas del canal de Suez.

      Los egipcios no olvidaban la humillante derrota del ejército egipcio en 1949, por eso, cuando en 1956 Nasser llega al poder decidió nacionalizar el canal, que quedó cerrado. Contando con el respaldo soviético, Nasser intentó, mediante una serie de acuerdos, arrastrar a Arabia, Jordania y Siria a una cruzada contra Israel.


Columna de tanques Sherman en las arenas del Sinaí

     La medida fue recibida con indignación por Francia y el Reino Unido, principales accionistas del canal de Suez y máximos beneficiarios del petróleo que circulaba por él. El 29 de octubre de ese mismo año, realizaron una desastrosa invasión de la zona junto a tropas de Israel (Guerra del Sinaí).

      Esta guerra también es conocida como Crisis de Suez o bien Guerra de Suez, una contienda militar que implicó  la alianza militar formada por el Reino Unido, Francia e Israel contra Egipto, para frenar el auge del socialismo y la influencia soviética en la zona.

      El gobierno de Tel Aviv, que veía amenazada su propia existencia, decidió una operación militar preventiva contra Egipto. El general Moshé Dayán, comandante en jefe de las fuerzas israelíes, lanzó tres columnas blindadas a través del Sinaí. Las fuerzas egipcias sorprendidas se retiraron 120 kilómetros, abandonando Gaza y el Sinaí y dejando en manos de los atacantes un importante material de guerra, en su mayoría de procedencia soviética.


General Moshé Dayán. Fuente: Wikipedia

      Los cascos azules ocuparon el Sinaí y restablecieron la línea de armisticio de 1949. Las últimas fuerzas israelíes evacuaron los territorios ocupados en marzo de 1957.


Guerra de los Seis Días (5-10 junio de 1967)

      Tras algunos años de relativa calma, volvieron a surgir dificultades entre Israel y los Estados árabes (concretamente en 1963, a propósito de la explotación de las aguas del río Jordán). En 1964 la tensión aumentó con la creación de un mando árabe unificado y del nacimiento de la Organización para la Liberación de Palestina y de su ejército (OLP). Las unidades de este ejército, reclutados principalmente entre los refugiados, se instalaron en los estados árabes limítrofes de Israel. Los comandos de la OLP y de la organización Al-Fatah, así como los fedayín egipcios del Sinaí, multiplicaron sus incursiones en territorio israelí. Los judíos replicaron con acciones de represalia. Sólo la presencia de los cascos azules impedía que los incidentes desembocaran en lucha abierta.


      Pero la situación sufrió un brusco cambio cuando, a petición de Nasser, los cascos azules se retiraron de la línea de demarcación del Sinaí para ser reemplazados, el 21 de mayo 1967, por tropas egipcias. El día 26, Nasser pronunció un violento discurso en el que se ponía en entredicho la existencia misma de Israel.

     En la mañana del 5 de junio de 1967, El Cairo y Tel Aviv anunciaban el auge de las hostilidades, acusándose mutuamente de haber tomado la iniciativa. El primer día la aviación israelí atacó las bases aéreas árabes, sobre todo de Egipto, y en pocas horas se hizo dueña absoluta del cielo, tras haber destruido la casi totalidad de los aparatos egipcios, sirios, jordanos e iraquíes. El general Isaac Rabín, jefe del Estado Mayor israelí, lanzó entonces sus columnas blindadas sobre el Sinaí.


Carros de combate israelíes

    El segundo día, los paracaidistas judíos recuperan el monte Scopus (Jerusalén). El tercero capturan la Ciudad Vieja de Jerusalén, y se hacen con el control de Cisjordania, donde el gobierno militar israelí.  En cuatro días de guerra relámpago, las operaciones llevaron a la reducción de la bolsa de Gaza y luego a la destrucción del cuerpo de batalla egipcio en el Sinaí.  El cuarto día Israel llega al Canal de Suez.

      Quinto día: las batallas continúan, sobre todo en el norte. El sexto día, con el control de los Altos del Golán por Israel, se decreta el alto el fuego.

      El 28 de junio, Israel decidió la anexión de Jerusalén a su territorio, pero los estados árabes reunidos en Jartum, proclamaron la voluntad de no firmar la paz con Israel, al que seguían negándose a reconocer como Estado. La ONU condenó casi por unanimidad las iniciativas israelíes de anexionarse Jerusalén y el sur del Sinaí.



Ariel Sharon dirigió a su batallón de tanque a una victoria contra los egipcios en el Sinaí en la Guerra de los Seis Días, en 1967 (Getty Images/Archivo)

      La Guerra de los Seis Días (1967) supuso la apertura de una nueva fase en la guerra con diferentes características: la victoria de Israel sobre Egipto, Siria y Jordania y el incremento de la asistencia militar estadounidense.

      La Guerra de Desgaste Egipto-Israel en 1969 fue una guerra limitada entre Egipto e Israel que tuvo lugar entre los años 1967 y 1970. Fue continuación de la Guerra de los Seis Días, iniciada mediante intercambios de artillería y pequeñas incursiones entre ambos contendientes a lo largo de la línea de armisticio, si bien en 1969 las fuerzas egipcias incrementaron la presión contra las posiciones israelíes. La guerra terminó con un alto el fuego firmado entre ambos países en 1970, que mantuvieron las mismas posiciones que cuando la guerra comenzó.

      En 1970 Násser murió repentinamente de un ataque al corazón, siendo sucedido por Anuar el Sadat, quien encabezaría un cambio de rumbo abrupto en la política exterior de Egipto.


El conflicto judeo-palestino

·   La Intifada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...